lunes, 31 de agosto de 2009

La silla de pensar


Como ya he dicho en varias ocasiones, hay que "formatear a Raúl", cambiarle algunas cositas, volver a educarlo como antes... por eso de vez en cuando ha tenido que visitar la "silla de pensar".


No deja de darte pena, pero sabemos que es lo mejor que podemos hacer por él. Después se pone a preguntarte si se puede levantar ya, si puede salir... a darnos más coba, que le sale bastante bien.

4 comentarios:

Peter Pantoja Santiago dijo...

...Jaja!!

En ocasiones debemos ser nosotros los que nos sentemos en esa silla de pensar, nos vendria de maravilla, nosotros los adultos tenemos quizás un poco más de menester en dicha silla que los mismos peeques, pero ya podemos ver que Raúl con esa firmeza y madurez, se sienta en dicha silla y afronta su cometido, es parte de su crecimiento como persona, será un ente de bien gracias a sus padres y hermana y todo el entorno que le ama y le educa, debemos a diario formatearnos.

Peter

Patri dijo...

La famosa silla de pensar, a mi hija tambien le es muy efectiva.Le pasa como a Raul , que desde que se sientasolo sabe decir que cuando se puede levatar.Y cuando han pasado 3 minutos , que es el tiempo que le tienen cuando estan en el cole, volvemos a la misma retaila.Pero que le vamos a hacer son niños .
Me alegro que mi Raul este muy bien y espero que dentro de poco pueda empezar a ir al cole y hacer un poco la vida mas normal en un niño de 4 añitos.
Por cierto , cuando entro en el blog , lo primero que me dice mi hija es que cuando vamos a ir a jugar con Raul , cualquier dia que ya te avisaré os haremos una visita , si no es problema.
Muchos besos y animos y seguid cuidando con mi peque.

Encarni Moreno dijo...

Vamos Pablo si en ésta foto tiene cara de angelillo de no haber roto un palto jamás,jajjaja
Qué peníca dá ver su carica tan triste...
Pero hayq eu ser serio a veces con ellos,eso seguro

* HADA ISOL dijo...

Uy pero que carita tiene!,es que yo soy una blanda y a mi me podría muy rapido,pero ya lo sé eso no es lo mejor quererlos es tambien educarlos bien! confieso que con mis hijos me cuesta pero lo voy logrando,un abrazo!